S.I. Fiscal

Síguenos en:
Facebook twitter

VIÁTICOS Y GASTOS DE VIAJE: Concepto y requisitos de deducibilidad

Fecha de elaboración: 30/07/2015

Los viáticos y gastos de viaje pueden figurar como un concepto importante dentro de las erogaciones de una empresa y para estar en posibilidad de considerarlos como deducibles para efectos fiscales se debe reunir una serie de requisitos que las disposiciones tributarias establecen, además de contar con la documentación comprobatoria que ampare dichas erogaciones y que, a su vez, cumplan con los requisitos fiscales relativos a los mismos.


Para comprender el concepto "viático" debemos considerar que de acuerdo al diccionario de la Real Academia de la Lengua Española, proviene del latín viaticum que significa vía, camino, y su significado es el siguiente:

  1. m. Prevención, en especie o en dinero, de lo necesario para el sustento de quien hace un viaje.
  2. M. Subvención en dinero que se abona a los diplomáticos para trasladarse al punto de su destino.

Como regla general podemos decir que la deducibilidad de los viáticos y gastos de viaje se encuentra condicionada por la fracción V del artículo 28 de la Ley del Impuesto Sobre la Renta, a que la persona a favor de la cual se realice la erogación tenga relación de trabajo con el contribuyente o le preste servicios profesionales.


Por otra parte, para efectos del Impuesto sobre la Renta, es indistinto el uso de los términos viáticos y gastos de viaje, no obstante que ciertamente queda definido que éstos incluyen los gastos por concepto de hospedaje, alimentación, transporte, uso o goce temporal de automóviles y pago de kilometraje.


Así entonces, podemos concluir que para los efectos de nuestro análisis, viáticos son los recursos económicos que se asignan a una persona para cubrir los gastos en que incurre a causa de desplazamientos o traslados por motivo de su trabajo.


Otra condicionante señalada en la misma disposición se refiere a que los viáticos deben destinarse exclusivamente al pago de las erogaciones antes precisadas, de la persona beneficiaria del viático y que se apliquen fuera de una faja de 50 kilómetros que circunde al establecimiento del contribuyente, entendiéndose como tal aquél en el que presta normalmente sus servicios la persona a favor de la cual se realice la erogación.


En relación a la documentación comprobatoria de las erogaciones, se precisa que los gastos deberán estar amparados con un comprobante fiscal cuando éstos se realicen en territorio nacional y o con la documentación comprobatoria correspondiente cuando se realicen en el extranjero.


Para estos efectos, el artículo 49 del Reglamento de la LISR señala que las personas que reciban los viáticos deberán proporcionar al contribuyente una relación de gastos anexando los comprobantes respectivos, los cuales deberán cumplir con los requisitos que para ellos señala el Código Fiscal de la Federación.


Los comprobantes DEBERÁN ser expedidos a nombre del contribuyente cuando el viático beneficie a personas que le presten servicios profesionales. Ahora bien, si benefician a personas que le prestan servicios personales subordinados, los comprobantes PODRÁN ser expedidos a nombre dichas personas, en cuyo caso se tendrá por cumplido el requisito de respaldar dichos gastos con documentación comprobatoria a nombre de aquél por cuenta de quién se efectuó el gasto.


Los montos máximos deducibles para cada concepto de erogación son los siguientes:

 

ALIMENTACIÓN

En territorio nacional: $750.00 diario por beneficiario.

En el extranjero: $1,500.00 diario por beneficiario.

Requisitos:

Acompañar la documentación relativa al hospedaje o transporte. Si la documentación acompañada es sólo la de transporte, se deberá efectuar el pago de los alimentos con tarjeta de crédito a nombre de la persona que realice el viaje.

 

 

RENTA DE AUTOS

En territorio nacional o en el extranjero: $850.00 diario por beneficiario.

Requisitos:

Acompañar la documentación relativa al hospedaje o transporte.

 

 

HOSPEDAJE

En territorio nacional: Sin límite

En el extranjero: $3,850.00 diario

 Requisitos:

Acompañar la documentación relativa al transporte.

 

 

Además de los conceptos anteriores, los contribuyentes podrán deducir los gastos erogados por concepto de gasolina, aceite, servicios, reparaciones y refacciones, cuando se efectúen con motivo del uso del automóvil propiedad de una persona que preste servicios personales subordinados al contribuyente y sean consecuencia de un viaje realizado para desempeñar actividades propias del contribuyente.

Esta deducción no podrá exceder de 93 centavos por cada kilómetro recorrido por el automóvil, sin que dicho kilometraje sea superior a 25,000 km. recorridos en el ejercicio y además se reúnan los requisitos de las deducciones que establece la propia legislación.

Estos gastos deberán estar comprobados con documentación expedida a nombre del contribuyente y distinguirse de los comprobantes que amparan los gastos efectuados en los vehículos de su propiedad, además de erogarse en territorio nacional y acompañarse de la documentación que ampare el hospedaje de la persona que conduce el vehículo.

Finalmente, debeos tener en cuenta que cuando con motivo de seminarios o convenciones efectuados en el país o en el extranjero, el total o una parte de los viáticos o gastos de viaje formen parte de la cuota de recuperación de dichos eventos y en el comprobante fiscal o documentación comprobatoria que los ampare no se desglose el importe correspondiente a tales erogaciones, sólo será deducible de dicha cuota una cantidad que no excederá el límite de gastos de viaje por día destinado a la alimentación, antes señalada, siendo no deducible la diferencia resultante.

Fundamento legal:

Artículos 28, fracción V de la LISR, 49 y 50 del Reglamente de LISR.